Posts Tagged ‘Presupuesto’

COLEGIO MAYOR EN EVALUACIÓN

24 agosto 2011

NOTA: Transcribo la nota aparecida en El Comercio del 24 de agosto de 2011. La nueva administración educativa la ha decidido esta medida. Los resultados y decisión se deberán saber más adelante. Una ilusión surgida de una decisión presidencial de García, sin escuchar las recomendaciones de especialistas, empieza a desvanecerse. Saldrán -como verán en la nota- a defender la propuesta funcionarios que sólo supieron decir “si señor” antes que sustentar técnicamente la propuesta en el contexto del sistema educativo nacional. Esperemos que se llegue a un feliz término. Así ha jugado el gobierno aprista con las ilusiones no sólo de estudiantes, sino de docentes y de comunidades. Aquí la nota aparecida:

EL COMERCIO. Lima, 24 de agosto de 2011-08-24
CAMBIO DE RUMBO
Colegio Mayor en evaluación
Ministra Salas sugirió que dinero invertido en él podría servir para reducir brecha educativa
Miércoles 24 de Agosto del 2011
Hace dos días la ministra de Educación, Patricia Salas, anunció la evaluación del Colegio Mayor Presidente del Perú, inaugurado en el 2010, pues representaba una inversión muy grande que podía servir para reducir la brecha en infraestructura educativa que existe en el país.
Al respecto, voceros del Ministerio de Educación explicaron que el proceso de evaluación ya empezó y que, mientras tanto, no pueden ofrecer ninguna información que permita saber si se convocará a examen el año entrante.
VOCES EN CONTRA
La posibilidad de desactivar esta institución causó el rechazo de una serie de autoridades que estuvieron ligados a su creación durante el gobierno anterior.
El ex presidente del Comité de Gestión del Colegio Mayor, Óscar Becerra, opinó que sería lamentable que se impongan obstáculos a este proyecto. “Es lo menos que el Estado puede hacer por los grandes excluidos” declaró el funcionario refiriéndose a la labor social que realiza la escuela ubicada en Chaclacayo.
El ex viceministro de Gestión Pedagógica, Idel Vexler, demostró su desacuerdo con la evaluación del Colegio Mayor y sostuvo que su alto costo asegura la calidad pedagógica que merecen los alumnos más destacados del país.
PARA TENER EN CUENTA
Los 845 alumnos matriculados en el Colegio Mayor cuentan con beca integral.
Setenta docentes además de destacados profesores honorarios laboran en el colegio.
Se encuentra entre las 5 mejores instituciones educativas del país (según la PUCP).

EDUCACIÓN PERUANA: “NO UNA SINO MUCHAS MUERTES”

21 marzo 2010

Es lamentable lo ocurrido estos días con la inauguración e inicio de clases del Colegio Mayor Secundario Presidente de la República del Perú.
Un titular en medio de otras noticias daba cuenta así “EVIDENTE FALTA DE PLANIFICACIÓN Mal inicio de clases en el Colegio Mayor” (EL COMERCIO 15.03.10). Ese día no hubo la anunciada ceremonia de inauguración ni al día siguiente se iniciaron las clases. Otra vez sólo un medio daba cuenta de ello : El Ministerio de Educación informó ayer, a través de un comunicado, que ha quedado postergado hasta nuevo aviso la inauguración del año académico en el Colegio Superior Secundario Presidente de la República. ¿La razón? “Motivos de fuerza mayor”. Trascendió, sin embargo, que los trabajos de adecuación del local no han concluido y eso habría motivado la postergación. (LA REPÚBLICA 16.03.10).
Así de escueta la nota sin que ninguno de los representantes -Ministro, Viceministro o el responsable de la Comisión Técnica- haya convocado a una conferencia de prensa. Pero la verdad que es pedirles demasiado cuando los embarga la soberbia de que todo lo hacen bien. Esa es la filosofía, esa es la política que se desarrolla en el sector educación, y luego muestran arrogancia expresando que la “rueda empezó a rodar” (Ministro de Educación); que se muestran avances en los resultados de las pruebas de los alumnos de 2º grado y no se hace caso de lo que un especialista opina en su artículo “Fracaso presentado como éxito”. (León Trahtemberg, 16.03.10) Los hechos y argumentos no resisten réplica.
He elegido el título de una novela de nuestro recordado Enrique Congrains, como parte del título del artículo pues nuestra educación padece desde hace mucho no una sino muchas muertes, muchos fracasos. Muchas muertes anunciadas en cada uno de los sucesivos gobiernos de la República –con contadas excepciones- y que han llevado a generaciones de niños y adolescentes a desarrollarse creyendo en promesas, y en mensajes falsos en donde primaba el personalismo, el individualismo antes que el bien común.
En política educativa después de la Reforma Educativa del año 1970 (así le pese al actual Presidente de la República) lo que se ha hecho son solo parches, ligeras enmiendas nada coherentes sino de acuerdo al sentir y a los intereses d la clase política en los distintos gobiernos. Y ya sabemos de qué clase política hablamos y qué nos ha dejado. Salvo el Proyecto Educativo Nacional, lo demás es un remedo de propuestas manipuladas por políticos que piensan más en los réditos inmediatos que en la trascendencia de las políticas que impulsan.
El 17 de marzo recién se inauguró el Colegio Mayor Secundario y se iniciaron de clases ese día. Pero esta vez, de acuerdo a las crónicas del 18 de marzo se les dio a los alumnos la arenga de un iluminado acompañada de un listado de promesas y una puesta en escena de lo que no se debe hacer con la educación nacional. Los titulares de ambos días reflejan por sí solos como se puede también manipular la información y los buenos sentimientos y expectativas de los niños/adolescentes que llegaron a Huampaní no sólo por su buen rendimiento sino por que aspiran superarse.. ”Hoy se cumple uno de los grandes sueños por mejorar la sociedad, dijo al inaugurar Año Escolar en Colegio Mayor. Mandatario pide a comunidad educativa entrar con paso firme al camino del esfuerzo y la constancia.” (ANDINA.17.03.10) ¿De quién fue el sueño? ¿Acaso no ha sido un capricho que ha roto todas las normas educativas del presente año, sin que el Ministro de Educación diga nada? No dudamos que era necesario apoyar el mejoramiento de la educación, pero no para formar una elite, sino para hacerla más equitativa, menos discriminatoria, más democrática, menos centralista, más participativa, más solidaria. Ni una palabra sobre las diferencias e inequidades. Si el primer mandatario piensa que todo está bien en educación, en buena hora hacer el esfuerzo para formar no una elite sino a todos los alumnos para que sean mejores profesionales y mejores ciudadanos.
El Presidente se dirigió además a la comunidad educativa (¿cuándo la ha tenido en cuenta y si la tuvo ¿por qué no ha dado todo su apoyo al Proyecto Educativo Nacional?) Ahí no era protagónico sino la sociedad, la comunidad educativa y eso no puede soportar su docta soberbia. Decir además que “al empezar oficialmente las clases, se cumple el objetivo de mejorar la sociedad e impulsar el desarrollo del Perú…” (ANDINA.17.03.10). ¿No le dice nada que en la zona de emergencia el VRAE (Ayacucho, Apurimac) los padres de familia denuncien en San Francisco que las escuelas no tienen docentes? ¿Así mejoramos la sociedad estableciendo diferencias y profundizando las brechas de la inequidad? Pero como el discurso de la ocasión es propicio también dijo que “…el Colegio Mayor tiene tres objetivos claros para sus flamantes estudiantes: comprender, comunicar y desarrollar una capacidad emprendedora. La educación alcanza su alto nivel cuando le enseña a una persona a dirigir, a comprender, a crear” (ANDINA.17.03.10).
Habló de que el colegio Mayor expresa “la filosofía del mérito, del esfuerzo. Debemos dejar atrás la mediocridad, la ilusión de las cosas fáciles y entrar con paso firme al camino del esfuerzo, de la constancia en la educación” (ANDINA.17.03.10). ¿Ha pensado el presidente que hablar de mérito puede constituirse también en factor de exclusión? ¿De qué mérito habla a los escolares desde aquel que se concibe como acción que hace al hombre digno de premio o de castigo? ¿Como merecimiento? Debería pensar y cuidar los términos que emplea para encandilar al auditorio pues también el mérito se erige como piedra angular del capitalismo decimonónico y atraviesa las distintas fases de éste como “ingenio”, o “esfuerzo” individual constituyéndose como modo de adquisición de la propiedad; hasta llegar a la suma de inteligencia más esfuerzo igual mérito de las sociedades “meritocráticas”, palabras tan de moda hoy, pero que tiene toda una connotación ideológica. Víctor Raúl Haya de la Torre habría tenido sumo cuidado en el discurso y su contenido.
La apelación al mérito en el discurso inaugural podría ser una arma de doble filo pues podría prestarse a un argumento justificador de la desigualdad al servicio de la ideología dominante (como se decía antes y ahora), y cómo a través de su poder coactivo-normativo, describe y prescribe, regula y configura un modelo de inclusión y exclusión de sujetos mediante un ejercicio que no hace explícito lo ideológico. ¿Es eso lo que quiere el Presidente con esta generación de estudiantes?
De igual forma cuando se refiere a la filosofía del esfuerzo. Puede tener un doble sentido, pues es uno de los símbolos contradictorios de nuestra sociedad. Los ingresantes al Colegio Mayor son niños/adolescentes en tránsito a la madurez que de acuerdo a su extracción social y por ser de provincias saben bien lo que es ir asumiendo responsabilidades. Se invita a la cultura oficial del esfuerzo, sin valorar el desarrollo de las capacidades de los jóvenes según su nivel y grado de educación. El tema da para una reflexión filosófica y para analizar el mensaje sobre lo que quiso hacer llegar el Presidente.
Lanzó luego dos recomendaciones a los estudiantes para “reforzar los conocimientos aprendidos en el aula” con libros de grandes autores como Thomas Kuhn y su obra “La estructura de las revoluciones científicas”. Y prosiguió explicando el contenido del libro y habló “que la ciencia crece por saltos, cuando se cambian los paradigmas y los temas centrales del conocimiento para comprender el mundo de otra manera” (ANDINA, 17.03.10) Sugirió la lectura de Karl Popper y su libro “La lógica del conocimiento científico”. Se permitió además decir que sin Kuhn y Popper no tendríamos ojos para mirar. ¿Por qué ellos y no otros? ¿Es tan limitado su repertorio de autores? También recomendó que los estudiantes deben enriquecer su cultura literaria, leyendo grandes obras clásicas de la literatura nacional y mundial: Ciro Alegría, Arguedas, Vargas Llosa; Flaubert, Shakespeare y Tomas Mann. En el colmo de la arrogancia llegó a decir que leyendo las obras de estos autores los estudiantes del Colegio Mayor tendrán un mundo nuevo para sí, y sus cerebros desarrollarán una capacidad superior, incluso por encima del estándar internacional.
Finalmente expresó que era importante leer biografías de grandes personajes y científicos de la historia Universal, “como una enseñanza de vida y un ejemplo de constancia, lealtad, valor, entrega y persistencia que se pueden inculcar” (ANDINA, 17.03.10)
Realmente si el anterior mensaje fue altanero, el del Ministro de Educación fue pobre y recurrente en lugares comunes que los adolescentes se habrán dado cuenta que todo es “fufulla” y “palabreo”. Esperábamos una explicación del modelo pedagógico que encierra el Colegio Mayor. Pero es mucho pedir. Un modelo pedagógico no es la suma de “modernos laboratorios de última tecnología” para Física, Química, Biología, Robótica; tampoco el “gozar de múltiples áreas deportivas y recreativas…” Menos el anuncio de que contarán con un seguro integral ¿no es obligatorio para todo estudiante de escuela pública?
Cerrando las intervenciones el señor Becerra presidente de la Comisión de Gestión del Colegio Mayor señaló “que el inicio de actividades en este gran plantel no sólo permitirá recuperar el prestigio de la escuela pública, sino también formar líderes que contribuyan al desarrollo del país”. (ANDINA,17.03.10) Dirigiéndose a los alumnos les dijo “Ustedes jóvenes alumnos son los Húsares del Siglo XXI en quienes el Perú tiene cifradas sus esperanzas. Llegar a la partida no es el gran mérito. Trabajemos para alcanzar la meta, que no es otra que la transformación del alma nacional” (ANDINA,17.03.10)
Recuperar el prestigio de la escuela pública tal vez sea interesante, ¿y qué hacer con las escuelas públicas del país que no tienen quien las proteja ni las defienda. Dar 4,500 soles por aula, no es suficiente. No se trata de tapar el sol con un dedo. Por eso decimos Educación peruana: No una sino muchas muertes. ¿Cuántos discursos y promesas se han hecho en tu nombre?. ¿Cuántas frustraciones por la ambición de personajes inconsecuentes con lo que predican?. ¿Cuánta deuda externa nos ha costado todo estos ensayos?. ¿Qué resultados se pueden mostrar?
Ni una reflexión al auditorio sobre lo que consideramos central y que está en negro sobre blanco en el Prospecto en donde se dice al postulante “tendrás la oportunidad de fortalecer el desarrollo de tu personalidad, consolidando las características que como egresado de EBR deberías haber logrado, mediante proyectos de desarrollo social y personal.” (Prospecto de la Escuela Mayor, 2009) Ninguna reflexión sobre aquello que se plantea la misma publicación “Como estudiante del Colegio Mayor eres un ciudadano competente, con una mirada prospectiva en una república del conocimiento del siglo XXI. Participas en esta comunidad; no sólo a través de las actividades propias del estudio como: investigar, debatir y crear; sino también eres responsable de tu trabajo, desarrollando tus aficiones, tu carácter y tus capacidades físicas. Empleas creativa y placenteramente tu tiempo libre siendo, a la vez, responsable del espacio y ambiente de la comunidad, contribuyendo a su limpieza y mantenimiento.” (Prospecto de la Escuela Mayor, 2009pág.6)
Discursos llenos de promesas sin un horizonte pedagógico, de formación, para estos niños/adolescentes. Presos en el mensaje ideológico y académico y obnubilados por el Centro de Acceso a la Información en América Latina. (donación de la República de Corea) ¿Espectáculo o mensaje? ¿Ningún psicólogo de los muchos que dicen tener, pudo recomendar algo de fondo para los alumnos?
En el colmo de la exaltación un diario llegó a decir que con la inauguración del Colegio Mayor se inició un nuevo modelo de educación., ¿Cuál? ¿Acaso no seguirán el mismo currículo conocido como el DCN 2009 para EBR? Se dice también que el mayor logro de esta nueva institución es que contará con el sistema de Bachillerato Internacional (BI) que se otorga sólo a las escuelas que cumplen una excelencia educativa. (Correo.18.03.10) ¿A quién se quiere sorprender? ¿Tiene el Colegio Mayor lo que se exige para acceder al Bachillerato Internacional? ¿No saben acaso que se requiere un currículo y un marco pedagógico, métodos de evaluación adecuados a las edades de los alumnos, desarrollo profesional para los docentes y un proceso de autorización y evaluación? Afirmar, como lo expresa el vice ministro Vexler, que el citado bachillerato empezará a regir a partir de 2011 cuando el último expediente recién se presentará en septiembre ante la Organización Mundial de Bachillerato Internacional (¿qué expedientes se presentaron antes?) (Correo.18.03.10). ¿Por qué crear falsas expectativas? ¿Por qué ya no serán gobierno? ¿Eso no es jugar con expectativas e ilusiones juveniles y esperanzas familiares? La banalización del discurso educativo pensando más en la imagen que en el contenido o el silencio, hace que se cometan errores. Pero eso nunca lo aceptarán quienes dirigen la educación peruana.
Hubiera sido interesante que alguien porque director aún no encuentran, desarrollase lo que en el Prospecto llaman características del Postulante al Colegio Mayor: qué se entiende por: 1. Líder, 2. Responsable y perseverante; 3. Ético y Moral, Sensible y Solidario; 4. Creativo e Innovador; 5. Comunicativo; 6. Cooperativo; 7. Organizado; 8. Investigador e Informado; 9. Empático y Tolerante; 10. Democrático; 11. Crítico y Reflexivo; 12. Emprendedor; 13. Trascendente; 14. Flexible y Resolutivo; 15. Proactivo; 16. Autónomo.
El significado y connotación que tienen estas palabras en un diseño pedagógico poco claro, tiene mucho que ver con las características que se omiten, por ejemplo equitativo, respetuoso de la diversidad, de su cultura, de sus tradiciones ancestrales; participativo. Tanto discurso y palabrería que no dicen nada acerca de cómo será el proceso educativo en el Colegio Mayor Secundario. ¿Cuál será la diferencia con las otras instituciones educativas en lo pedagógico? ¿Los docentes? ¿Los especialistas?. ¿Qué pasó con los mentores?
El nuevo paradigma educativo enfoca al estudiante como un elemento activo en el proceso enseñanza-aprendizaje, de manera que pueda desarrollar las habilidades necesarias para alcanzar el éxito en su desempeño personal y profesional ¿Pero sólo eso se buscará? ¿Y qué pasará con el desarrollo de sus habilidades para la productividad en el campo laboral? Se trata pues de construir nuevos conocimientos que lleve a constituirse en estudiantes efectivos de su comunidad, de la sociedad y el mundo actual. ¿Dónde quedó el aprender a aprender? ¿Acaso el aprendizaje del nuevo siglo no está enfocado a la creación de conocimientos?
Es necesario que las aulas y el colegio sean espacios multiculturales y no recintos en donde se estimule la competencia sin respetar la procedencia de cada uno de los alumnos. No es fácil llevar un aula en donde se tiene alumnos procedentes de todo el Perú si antes como profesionales no se han preparado los docentes en el enfoque intercultural que requiere respeto por la diversidad. El aprendizaje escolar debe ser un proceso reflexivo que no tenga como soporte sólo a la diosa Internet, sino todo lo contrario el diálogo con los textos, la preparación de asignaciones y su exposición y defensa. Y algo que debe ser muy importante ya que se trata de internados coeducativos: el desarrollo emocional. Existen pros y contra sobre los internados y la pregunta es si son recomendables como política educativa a impulsar. ¿Qué modelo se ha elegido? ¿Existen los profesionales preparados para esta función?
La ausencia en el discurso del nuevo enfoque que se quiere dar al Colegio Mayor y la euforia con que se dijo que impulsaría la nueva escuela pública, evidencia qué poco se conoce lo que ella es y demanda.
Un capricho llevado contra viento y marea, sin consulta, sin mostrar el diseño de la propuesta, sin llamar a un análisis de jueces, sin escuchar al Consejo Nacional de Educación, ha empezado teniendo como base la improvisación.
Un capricho que ha llevado, además a atropellar derechos de gente de clase media, por lo general familias de empleados públicos que tenían en el Centro Vacacional Huampaní un lugar para pasar unos días de vacaciones, o pasar el fin de semana en familia, o pasear los domingos. Aquí un testimonio “Soy una persona que ha visto como ha ido creciendo Huampaní de a poco han remodelado sus casitas y pabellones con mucho esfuerzo para ofrecer al usuario lo mejor es una pena que ya no exista el Huampaní de antes. Pensaba ir ahora en semana santa como todos los años pero ahora qué nos espera que pena realmente.”(Gladys Padilla.03.03.10) Eso se llama en criollo “desvestir a un santo para vestir otro”. ¿Dónde quedó la sensiblidad social? ¿Por qué no se utilizaron edificios del estado que hoy están vacíos?
Se ha gastado 10 millones de dólares, según declaró el señor Becerra, presidente del la Comisión de Gestión del Colegio Mayor y dice que el monto se incrementará con otras innovaciones. (Correo.18.03.10) ¿Más improvisación? Pareciera que sí cuando dice “Lo que queremos (¿quién el Presidente, el Ministro, él? ¿Otro decreto de urgencia?) es seguir mejorando la infraestructura y el equipamiento del colegio a lo largo del año. Continuaremos invirtiendo lo que haga falta para que éste sea un colegio líder a nivel mundial” (Correo.18.03.10)
Qué contraste al leer la siguiente nota aparecida hoy que informa que en los arenales de Ventanilla se inaugura un colegio Fe y Alegría para niños de 3-4 y 5 años. (LA REPÚBLICA 19.03.10)El proyecto educativo se inicia provisionalmente en 5 aulas prefabricadas de madera en un terreno de 10 mil m2. cedido por el Ministerio de Educación. El colegio busca atender en el futuro a más de 1.400 niños y jóvenes. La construcción se hará con donaciones de personas y empresas. Sin estridencias, sin cámaras, allí donde el frío no respeta esteras ni toldos, allí donde el sol cae en plomada al medio día y el agua la venden por cilindros allí nace la esperanza para los excluidos.
Desde el sur nos llega otra noticia: el chef Gastón Acurio y el SENATI anuncian que abre la Escuela Técnica de Cocina del Senati de cocina para ofrecer oportunidades de desarrollo a los jóvenes de Pisco. “La escuela es un proyecto que se inicia con una cena que hicimos los cocineros para buscar una alternativa de desarrollo para la ciudad de Pisco. Como cocineros, encontramos un escenario propicio para hacer una escuela de cocina ya que se venían haciendo inversiones en los hoteles de la zona de Paracas. Además, es el lugar perfecto para formar a jóvenes sin oportunidades en su propia tierra, porque viven frente a un mar tan exuberante como este.” (EL COMERCIO. 18.03.10) “De pronto pueden encontrar no solamente una buena formación, sino una oportunidad de vida… sino que además para sus propios negocios, para sus propios sueños. Pueden recibir una formación que los relacione de una manera responsable y profesional con su entorno.” (EL COMERCIO. 18.03.10).
Es triste aceptar que quienes tienen la responsabilidad de la educación pública nacional no aprendan de las experiencias que tienen en su entorno. Por eso le he pedido prestado a nuestro recordado Congrains No una sino muchas muertes, que es lo que ocurre con cada gobierno, sin importarle las demandas de las mayorías. Termino con una de las frases de Faustino Sánchez Carrión, alumno del Convictorio de San Carlos, tan nombrado en la oferta del Colegio Mayor, pero tan poco respetado en sus convicciones y espíritu. Es parte del discurso que pronunció como alumno ante el Virrey Abascal, en nombre del Convictorio en el aniversario del día en que se promulgó la Constitución Española en Lima. en aquella oportunidad condenó “a quienes no habían hecho pasar la constitución de sus labios a su pecho” (PORRAS BARRENECHEA.J.F.Sánchez Carrión. El Tribuno de la República Peruana”- Conferencia Lima, 1953) Bien caerían estas palabras ante lo que hemos compartido. (20.03.10)

“Educación con sentido” El Colegio Mayor: colcha de retazos y presente griego

20 diciembre 2009

Una nota de prensa que daba cuenta de la reunión del director general de Tecnologías Educativas del Ministerio de Educación puso otra vez en la vidriera el Colegio Mayor Secundario Presidente de la República, el capricho presidencial. La forma como se va informando a la comunidad sobre el mismo es lamentable por no decir poco profesional. Es triste escuchar que el “modelo formativo…es una educación con sentido” (Portal Ministerio de Educación 14.12.09). Sin rubor sigue diciendo que ésta es “un espacio educativo integral, amplio y completo, donde no se dejará nada al azar.”(Ibidem) Nunca escuché hablar de dicho modelo que surge de un sombrero mágico por obra y gracia de un asistente puesto a titiritero. Otra perla más fue aquello de “El proceso de enseñanza y aprendizaje será continuo, significativo y con un ritmo vital planificado y espontáneo” (Ibidem) ¿¿Qué habrá querido decir? ¿Puede el Vice Ministro de Gestión Pedagógica decir algo más que hablar de que se deben cumplir con las horas pedagógicas en cada nivel educativo, de que están prohibidos los viajes de promoción, los colegios preuniversitarios? ¿Puede explicarnos los fundamentos pedagógicos del Colegio Mayor Secundario Presidente de la República? ¿Por qué refugiarse en remembranzas, sin duda importantes como el Real Convictorio de San Carlos y el Colegio Guadalupe? El silencio de las principales autoridades de la Alta Dirección del Ministerio de Educación es preocupante.

Decir como lo hace el funcionario que el Colegio Mayor Secundario Presidente de la República “se enmarca dentro de las demandas educativas que se plantean en el mundo moderno y la globalización. Nació porque el Perú necesita contar con líderes representativos de cada región del país…, responde al reto de la modernidad y la historia.” (Ibidem). Desde la información publicada por UNIVERSIA, donde recogía el anuncio del Presidente de la República (UNIVERSIA.Lima,25.02.09), no se escuchaba sino esporádicamente sobre el Colegio Mayor. Toda la información –incluida la publicada en el Prospecto del Colegio Mayor- no logra articular una propuesta educativa de trascendencia que no excluya, que sea equitativa. El Prospecto rescata un modelo educativo del Siglo XVIII y otro del siglo XIX. Ambos respondieron a un tiempo, a una época del país y del mundo. Hoy en la primera década del siglo XXI la propuesta educativa que se realice debe ser un reto a la creatividad, a la innovación, al uso de la tecnología, sin renunciar a nuestra identidad y valores y no al humor y capricho presidencial, ante la inercia de un ministro administrador.

¿Existe un documento que fundamente y explique la propuesta del Colegio Mayor? Muchos silencios cómplices, espectadores ciegos y escuchas sordos existen en el sector educación y en el gobierno. Muchos que con sus buenas intenciones y adhesiones creen estar resguardando la esencia educativa del país, sin darse cuenta que son instrumentalizados. Patética situación de quienes saben que este proyecto del Colegio Mayor no es sino la suma de ideas oportunistas que quienes levantan el discurso de formación de líderes que el país requiere, para que ejerzan los nuevos profesionales “en la región en las que vivan” (sic). ¿No se dan cuenta que para estar de acuerdo con el índice de pobreza del país y distraer a la opinión pública, se viene tejiendo una colcha de retazos o están dejándole al próximo gobierno un presente griego? ¿De esto trata la “educación con sentido”?

¿Cómo creer en una oferta educativa de un modelo no explícito que viola la Ley General de Educación 28044 en su concepción de lo que es la educación (Art.2º; Art.3º, Art.5º) y lo que estipula sobre Educación Básica Regular (Art.36º -c) y su Reglamento. ¿A qué modalidad responde el Colegio Mayor? ¿Es que el poder tiene licencia para transgredir lo legal y hacer lo que a su buen saber y entender debe hacerse?

¿Cómo confiar en palabras de quien en los hechos hace todo lo contrario? Ahí están las escuelas sin construir en la zona afectada por el sismo de 2007 (en Ica, Pisco, Chincha, Cañete, Huaytará), alumnos estudiando en carpas de lona, en piso de tierra, a pesar de haber sido visitada la zona por el Presidente. ¿Cómo confiar en declaraciones de un ministro que aparece siempre en el regazo presidencial, cada vez que éste hace anuncios del sector? ¿Cómo llamar al retraso en la reconstrucción de los pabellones del Colegio Emblemático Rosa de Santa María, cuyas alumnas han discurrido el año escolar actual y el anterior hacinadas en aulas prefabricadas? ¿Cómo creer en Ministro y Presidente cuya única bandera en educación –según ellos- es haber arrinconado al SUTEP y haber impuesto la Carrera Pública Magisterial (CPM), cuyo proyecto consensuado no fue el que se aprobó, sino otro manipulado? ¿Cómo creer en aquel dúo que tiene el poder y se burla de funcionarios y trabajadores del Ministerio de Educación, cuando vendió el local central del Ministerio y ahora están de inquilinos precarios en locales prestados, inadecuados, insalubles? ¿Cuánto ha costado esta “adecuación” de la precariedad? ¿Esa es la consideración que tiene el actual gobierno por la educación? ¿Con qué autoridad piden lucha contra la corrupción en educación si con actitudes las pueden estar larvando? Sin duda existe la duda que este Colegio Mayor sea una ilusión.

Pero lo que preocupa es lo aparecido en un diario (EL COMERCIO 16.12.09) donde se expresaba que habían 6000 postulantes inscritos; que serían 45 mil estudiantes número máximo de postulantes previstos; que 10 mil soles se invertirá al año por alumno; que el plantel funcionará dos años en la infraestructura del Club Vacacional Huampaní hasta que se construya su propia sede (¿no se iba a readecuar?); que se vienen teniendo conversaciones con las universidades de Lima, UPC, San Martín de Porres, ESAN, Pacífico; San Ignacio con el fin de gestionar ingresos directos y becas para los egresados del Colegio Mayor. ¿Y las Universidades Nacionales dónde quedan? Increíble que el propio Estado las ignore. Eso dice mucho de quienes dirigen la educación en el país. El día de viernes (18.12.09) se anuncia que se amplía la fecha de inscripción hasta el 6 de enero de 2010. Las razones son las dificultades que encontraron algunos padres de familia del interior del país.

Surge aquí una pregunta cuando se anuncia que los directores de cada colegio “tienen hasta el 4 de enero para presentar ante la UGEL la lista de sus alumnos que ocuparon el primero y segundo puestos en tercero y cuarto de secundaria. ¿No era voluntaria la inscripción? ¿Por qué enredar un proceso que debe ser voluntario? Otra novedad es que se conoce por primera vez la Comisión Especial de Gestión del Colegio Mayor que está conformada por el jefe de la Oficina de Apoyo a la Administración de la Educación (Ángel Tenorio Dávila); por el director de Educación Secundaria de la Dirección General de Educación Básica Regular (César Puerta Villagaray) y la Jefa de la Unidad de Personal del Ministerio de Educación (Magnet Márquez Ramírez). ¿Quién será el Director del Colegio Mayor? ¿Por qué no se le selecciona como se prometió? ¿Se ha llamado a concurso? ¿Puede organizarse un Colegio sólo desde lo administrativo? ¿Y lo pedagógico? ¿Se busca calidad de la gestión educativa solamente?

A lo expuesto por el funcionario que dijo que en el Colegio Mayor se dará una educación con sentido, hay que aclarar que este tipo de educación debe implicar incremento de valores de la educación como derecho social que permita habilitar y crear las condiciones para una sociedad solidaria y plural. Implica también un sistema educativo comprometido donde participen todos los sectores de la comunidad educativa y no “funcionarios de confianza”. Debemos ser realistas, sinceros y no ensoberbecidos por el poder y la bonanza económica de algunos pocos: nuestra escuela pública está deteriorada, la labor docente precarizada, el rol del docente devaluado y la discriminación social que acentúa las diferentas entre instituciones educativas y estudiantes de distintas realidades sociales, desorientación profesional y pérdida del sentido que significa la tarea de aprendizaje y docencia.

Frente a toda esta realidad, no podemos darnos el lujo como país de reflexionar sobre la educación que requiere la gran mayoría. Contamos con un Proyecto Educativo Nacional (PEN), un Consejo Nacional de Educación, se vienen desarrollando y articulando acciones de valía para la educación pública nacional y en las regiones se cuenta con referentes importante. ¿Nada de esto cuenta para el capricho presidencial? A nadie se le ha consultado sobre el Colegio Mayor ¿Quién lo creo? ¿Quién “vendió” la idea?

No podemos sembrar inequidad otorgando 10 mil soles por alumno si en la mayoría de escuelas del país faltan recursos. No se puede seguir construyendo la educación del país como una colcha de retazos que luego será un presente griego para el próximo gobierno. ¿Por qué renunciar a las instituciones educativas como el CNE y no consultarle el proyecto? ¿Por qué no haber publicado el proyecto del Colegio Mayor previamente? ¿Qué secreto se oculta? ¿Qué currículo desarrollarán? El funcionario dijo que los alumnos del Colegio Mayor “recibirán una formación de alto nivel, impartida por profesionales calificados que serán seleccionados en las primeras semanas de enero” (La República.16.12.09) Dijo además que como novedad no sólo se estudiarán asignaturas tradicionales, sino además tendrán 14 horas semanales de inglés y cursos de marketing, pintura, música, informática, estadística, derecho, contabilidad, gestión empesarial”. (Ibidem). ¿Cómo se complementan estos cursos con el contenido del DCN? ¿A cuánto asciende el presupuesto total del Colegio Mayor? ¿Está previsto?

No es posible ilusionarnos con que el cambio educativo se decreta, como lo cree el Presidente y su Ministro. No comprenden que la educación es un proceso que crecerá de acuerdo a las bases que se le pongan e inspiren. No frustremos más al pueblo con proyectos “postizos” que son el halago de los gobernantes de turno y finalizando su gobierno, no dejan ninguna contribución a la educación del país. Recibieron las actuales autoridades un PEN, pero no han tenido la capacidad ni el nivel de desarrollarlo ¿por qué? ¿Por qué otros se llevarían los honores? La clase política de nuestro país es tan chata que no es capaz de dimensionar lo que representa la trascendencia de una medida, por apetitos personales. Ahí tenemos el caso de la Universidad Alas Peruanas, cómo se negaron a nombrar una comisión investigadora. Cómo con muchas argucias han postergado todo para la otra legislatura. Si leemos las normas legales de estos días podremos apreciar cómo se han venido otorgando licencia de funcionamiento de nuevas universidades, o cómo se responde ante el paro de una población porque se observa la ley de creación de su universidad y acto seguido el Congreso aprueba la ley por unanimidad. Sin comentarios.

En tiempos como los que corren, es difícil que un ciudadano se sienta agente de cambio de su realidad si existen poderosas instituciones que mediatizan su ejercicio ciudadano. ¿Cómo creer en las promesas que se hacen sobre el Colegio Mayor si sabemos que otros intereses juegan en política? No es la primera vez que nos encontramos en una encrucijada –padres y alumnos que preguntan si será verdad; si tendrá futuro, si valdrá la pena- ¿qué responderles? Esto ha sucedido antes con otras medidas. Lo distinto ahora es que la respuesta no la dará un Presidente y Ministro iluminados que la impondrán desde arriba, sino, la respuesta le encontraremos nosotros mismos, como protagonistas de nuestra historia. Las “locas ilusiones” económicas que demandan liderazgo, competitividad y otras características modernas, no deberían obnubilar el entendimiento y las decisiones. Preguntémonos ¿Por qué el gobierno ha renunciado a lo que tenía que hacer poner en ejecución el Proyecto Educativo Nacional, y ha preferido medidas incoherentes que van a contrapelo de todo lo realizado por ejemplo en Educación Básica Regular? ¿No le importa de qué calidad sea la educación de la mayoría de adolescentes estudiantes? ¿Cómo hablar de equidad, igualdad, inclusión, solidaridad, si quienes pronuncian estas palabras hacen todo lo contrario?

El Colegio Mayor promovido por estos días es un presente griego para el próximo gobierno, quien podría desconocerlo. ¿A quién recurrirían los estudiantes frustrados? ¿Y los padres de familia desilusionados? Ese libreto no lo dicen, y eso es lo peligroso. Los funcionarios pasarán, pero el desengaño será patente. Ya ocurrió con estudiantes que cursaban secundaria en época de la Reforma de los 70. Cuando se retornó a la democracia, el gobierno de entonces, no tuvo ningún problema en derogar todo lo avanzado. ¿Quién garantiza que esta medida trascenderá gobiernos? El gobernante y sus funcionarios actuales se irán protegidos legalmente y no darán cuenta. El pueblo nuevamente defraudado, seguirá esperando. Así estamos a 12 días de concluir el año. (19.12.09)

Entre el querer y el poder se la pasan todo el año: ¿dónde están los resultados?

20 febrero 2009

“Trato de que mi gestión sea medida por resultados y no por el número de apariciones en los medios. Cualquier acción que tome el ministerio siempre encontrará una reacción negativa del sindicato, y los perjudicados de esa oposición irracional son los alumnos. Entonces, los momentos más adecuados para hacer cambios radicales y tener enfrentamientos fuertes con este sindicato son los meses de vacaciones. Usted me verá siempre con los pantalones bien puestos, pero mucho más activo y enérgico en estos meses, en los que no hay riesgo de que los niños pierdan clases. Yo reto al Sutep para que en estas fechas haga su huelga. Sabe qué, no lo hará porque no podrá dañar a los niños, que es su forma de chantajear al Estado. En enero salimos con la propuesta del nuevo magisterio que busca seleccionar a los mejores alumnos de la secundaria.” (Ministro de Educación José A. Chang Entrevista en El Comercio..Lima 6 de enero de 2008)

Los idus de marzo están cerca y si fuera obligatorio tomar cuentas sobre palabras y declaraciones a los funcionarios del nivel más alto del Ministerio de Educación nos arriesgaríamos a opinar que todos son ineficientes por los resultados que se pueden evidenciar. Una encuesta de la institución “Ciudadanos al día” ha evidenciado que el Ministerio de Educación es la última entidad estatal en brindar buenos servicios. (http://www.ciudadanosaldia.org/RankinCad/resultados/Hresultados_Ministerios.html).
De qué sirve que se anuncie con muchas ganas que de todas maneras se deben cumplir las horas de clase para inicial, primaria y secundaria, si Lima no es el Perú, ni el Perú es Lima. ¿No se conoce acaso la realidad nacional que es diversa, variada, compleja, que por más que se tengan adelantos tecnológicos la “comunicación oficial” llega mal y tarde a cada uno de nuestros pueblos e instituciones oficiales?
Se anunció a fines de enero y los primeros días de febrero que unos miles de directores tendrían una cuenta de abono en el Banco de la Nación para ejecutar gastos de inversión en el mejoramiento de la infraestructura y que para ello deberían contar con un comité que administrase con el director estos recursos. Sin embargo y como muestra podemos decir que existen problemas para contar con los recursos: el Vice-presidente de la Asociación de Directores de las Instituciones Educativas de Jaén (departamento nororiental de Cajamarca) señaló que aún no se han efectuado los depósitos y que en tres semanas será imposible que las escuelas queden listas para el primero de marzo (LA REPÚBLICA. Lima, 11 de febrero 2009)
La declaración del Vice Ministro de Gestión Institucional en Ica, departamento que sufrió un terremoto hace dos años y que tiene serios problemas en la reconstrucción de escuelas, es sintomática de lo que sucede a unos 300 kms de Lima, “Hasta el momento se han culminado los trabajos de refacción en 550 de las 1.100 aulas que era necesario sustituir. Las que tenían daños menores, que son más de 2.000, ya han sido remplazadas” (El Comercio. Lima 6 de febrero 2008) ¿Cómo empezarán el año escolar quienes no tienen locales reconstruidos? El viceministro responde que ahí están las aulas prefabricadas que tienen una duración de no se cuántos años aún por delante. ¿Han evaluado si dichas aulas son lo pedagógicamente adecuadas para la zona? ¿Qué dicen los maestros, los padres de familia, los alumnos?
Si de actualización – capacitación docente- se trata, se ha venido hablando de que los docentes serán capacitados en el uso del Diseño Curricular Nacional. ¿Habrá ejemplares para todos los docentes? La Directora Nacional de Educación Básica expresó en una estación de radio hace una semana que recién lo iban a imprimir. ¿Cuál será el tiraje? ¿Cuándo lo distribuirán a los docentes o será sólo para los directores? A todo esto, el domingo último un aviso en la prensa anunciaba Jornadas Pedagógicas en las 26 regiones sobre el DCN ¿con qué se trabajará? ¿con power point?. Es indudable que se trabajará con ejemplares que los propios docentes desde el inicio de mes compraron en las puertas de las UGEL, antes que el Ministerio anuncie que se han mandado imprimir, porque ese es el afán responsable del docente, más allá de la voluntad que decide por sí y ante sí sin pensar en la diversidad del país… ¿En qué consistirán estas Jornadas Pedagógicas? ¿Lectura y repetición de las directivas, normas y textos ya aprobados –sin dudas ni cuestionamientos- pues está etiquetado que han sido elaborado “participativamente”? Es este el “talón de Aquiles” de todo el proceso educativo que se emprende sin perspectiva de futuro ni antelación, sino para cumplir aquello que los que tienen la obligación por funciones de planificar no lo hacen. Planificar en educación implica ver el horizonte sin hipotecas políticas, pero sí con el profesionalismo de querer lo mejor para nuestros educandos. Nunca dió buenos resultados ser mezquinos con el tiempo en educación y hoy parece que se trata de repetir lo de siempre.
El contrapunto en los diarios entre un Vice ministro y el Director Regional de Ica ha sido el espectáculo de la sociedad en estos días. Entrevistado el Director Regional expresa que la responsabilidad de reconstruir los colegios dañados por el sismo de agosto de 2007 es el Ministerio de Educación y no de la Dirección Regional hasta que no se transfiera las atribuciones, competencias y los recursos. Por su parte el Vice Ministro señaló que esto no es así, que el Ministerio en una situación de emergencia es un ente orientador de la reconstrucción y se hace cargo de recuperar colegios emblemáticos. ¿Qué harán los directores de las escuelas no reconstruidas? El Vice Ministro apunta que se llevarán allí las aulas prefabricadas. Sin duda una respuesta para salir del paso. ¿Quién pagará a los trabajadores para desinstalar, trasladar y volver a instalar las aulas? ¿De quién es la responsabilidad?
Silencio. No hay respuesta de quien debería salir al paso a solucionar este tipo de problemas: el Ministro. El mismo se ha puesto la valla al decir hace más de un año “Trato que mi gestión sea medida por resultados…” Bueno este es el resultado de ineficiencia e ineficacia de una gestión que está de espaldas a la realidad de la educación nacional. No existe una política educativa nacional. Cuando se le reclama dice que es responsabilidad de las regiones y cuando piden recursos y transferencias de funciones, nuevamente centralizan las decisiones. Al Ministro sólo se le ve si va el Presidente de la República, sólo a él le rinde cuentas. ¿Eso es democrático?
También el Ministerio de Educación no ha dicho nada de los pronunciamientos del Consejo Nacional de Educación que expresa su preocupación sobre el Diseño Curricular Nacional, cuyas modificaciones nunca le fueron consultadas pese al mandato expreso del reglamento de la Ley General de Educación. En el referido pronunciamiento con toda claridad se plantea “que mediante una directiva se flexibilice la programación y ejecución curricular del año 2009, permitiendo a los maestros y directores programar sus clases tomando tanto la anterior versión del Diseño Curricular Nacional como la actual como referentes, del modo más razonable posible. Esta flexibilidad puede permitir que el Ministerio a lo largo del año, a través de mecanismos que sean realmente efectivos, difunda y explique las modificaciones al Diseño Curricular Nacional en todo el país, capacite a los maestros en su uso, imprima y distribuya ejemplares en número suficiente para que cada maestro tenga uno, informe a las editoriales sobre los cambios y les de la oportunidad de adecuar sus textos para el 2010, resuelva las dudas de los maestros, elabore y difunda material de apoyo para la programación, ejecución y evaluación curricular.” Asimismo expresa que es indispensable iniciar un proceso dirigido a construir de un modo inclusivo y participativo el Marco Curricular Nacional intercultural, inclusivo e integrador que promueve el Proyecto Educativo Nacional, partiendo del Diseño Curricular Nacional. Los Diseños Curriculares Regionales que hoy se construyen en todo el país requieren de este marco nacional, así como de una participación activa del Ministerio de Educación para contribuir al desarrollo de capacidades locales en este ámbito.

En el caso de la contratación de docentes el CNE plantea una propuesta para el 2009, en donde además de los ajustes administrativos expresa que “se deberá respetar la autonomía de las instituciones educativas, lideradas por su director, en la elaboración de los cuadros de horas, para adaptar la aplicación del DCN a su realidad y al Proyecto Educativo Institucional. Y prosigue la recomendación con otras medias que implican la capacitación del personal contratado.

Todas estas tareas demandan una organización que piense en prospectiva, sin embargo, poco o casi nulo caso se hace. Se responde con otras medidas administrativas, con los exámenes a los docentes contratados y con las Jornadas Pedagógicas. ¿Son respuestas técnico pedagógicas o son elementos para una gestión de administración de recursos? Un Ministerio que privilegia lo administrativo a lo pedagógico dice a las claras a quien sirve, por más mensajes sobre inclusión que se expresen y artículos que se escriban. Se requiere gestión para la anticipación y no para actuar con los plazos vencidos, gestión con recursos que se administren y utilicen con la anticipación debida y no en la atención del apuro para gastar porque si no Economía y Finanzas demanda la devolución de lo no invertido del presupuesto; gestión con personal de experiencia y con conocimientos actualizados que respondan profesionalmente y no a los tiempos políticos ni del partido el en poder. Es decir gestión de una política educativa estatal.

Un año escolar que empieza dentro de dos semanas en el Perú. Un año como otros en donde las esperanzas se marchitan por la ineficiencia de quienes tienen responsabilidad de ser diligentes política y pedagógicamente y no “lavarse las manos” en las carencias e ineficiencias de los subalternos. Un poco de humildad y reconocimiento que estar en el poder no es sinónimo de tener la verdad y razón en todo. Estamos en democracia, pero por los actos de las más altas autoridades seguimos en el clima del verticalismo, de la orden, de la denuncia sin encontrar responsables y del apañamiento de intereses. Aspirar a la calidad de la educación que se dice perseguir no es salir con bravatas contra el sindicato, sino atender sus reclamos de trabajadores. Calidad implica saber liderar en lo pedagógico y escuchar a quienes desde el aula demuestran que es posible desencadenar procesos de aprendizaje.
Nuevamente llegaremos a marzo con los mismos problemas y con idénticas denuncias y se repetirá lo que la canción popular expresa “entre el querer y el poder se la pasan todo el año”. Por ello a un año vista, qué resultados muestra el Ministro quien pidió en enero del 2008 (Entrevista en El Comercio. Lima 6 de enero) que se le juzgue por los mismos. Saquemos nuestras conclusiones y no nos ilusionemos mucho con los cantos de sirena que vendrán por todos los medios y las denuncias que generarán nuevas crisis.
Los resultados señor Ministro son los jueces. Los padres de familia y los estudiantes los defraudados, los docentes maltratados y la institución que tiene bajo su responsabilidad repartida en siete partes. ¿Qué ocurre cuando no se cumple con diligencia el cargo que se juró ante Dios y la Patria? La educación nacional no requiere tener los “pantalones bien puestos”, sino tener voluntad, pasión y decisión por hacer que el servicio educativo sea oportuno, eficiente y eficaz. Quisiéramos verlo más activo y enérgico por las demandas de la educación nacional.